EL UNICO ESCRITOR SOY YO - DON QUIJOTE

En mi voz

domingo, 20 de diciembre de 2015

Relato a 4 manos


Resultado de imagen para embarazo dibujo
   Amor pernicioso —                                                  
     Ada Inés Lerner, Diego Alejandro Majluff










Franco estaba decepcionado  con su último romance. Juliana no 
se sintió conmovida por las atenciones de su amante y una vez que 
creyó que se conocían lo suficiente y después de haber cedido su 
cuerpo entero a una pasión demoníaca, según su entender, se alejó de él 
para buscar otras experiencias.
   Franco, estaba realmente enamorado y sintió necesidad de 
perseguir a la mujer que lo había conmovido con malas artes. 
Le recomendaron una poción que lo conectaba a un totem y a través 
de ese brebaje y a pesar de su escepticismo penetró visiones en 
la mente de ella.
   Se lo vendió un nigromante. Consiguió entrar en los sueños de 
Juliana. En realidad buscaba que ella experimentara una súbita 
pesadilla que se repitiera tantas veces que, desesperada, regresara 
a buscarlo. Franco no reparó en gastos para lograrlo y hasta 
él mismo ingirió una pócima oscura y presenció rituales del vudú 
haitiano que lo convirtió en un ser malvado con tétricos impulsos de 
violencia  homosexual, heterosexual e incluso zoofilias.
   Ya su corazón había negado a Juliana tres veces cuando ésta volvió 
a buscarlo y él no la reconoció. Negó enfáticamente haberla amado 
y cuando ella le espetó con bronca que estaba embarazada de él, 
Franco se abalanzó con uñas como garras que la lastimaron tanto 
que quedó internada y con una amnesia postraumática que los médicos 
dudaban que pudiera superar. Incluso sospechaban que el feto 
había sido maltratado con tanto sadismo que ellos dudaban de 
permitir que continuara desarrollándose.
   Ya fuera de sí Franco siguió con sus rituales, su rostro mostraba una 
expresión infantil y al mismo tiempo su mirada era caótica. 
Se le prohibió visitar a Juliana porque le provocaba reacciones 
negativas en su salud, tales como sangrías, sarpullidos, fiebres 
de origen desconocido. Era un amor pernicioso.     



Publicar un comentario